Comunicado abierto

Ante reiteradas consultas recibidas en relación a una serie de acusaciones al pastor Alejandro Manzoni, de público conocimiento, comunicamos:

1. Que desde el 1 de marzo de 2017, Alejandro Manzoni se encuentra vinculado a la Iglesia Metodista en el Uruguay (IMU) mediante contrato a prueba y se desempeña como pastor en la congregación Casa de la Amistad y como capellán en el acompañamiento pastoral al trabajo del CAIF Casa de la Amistad y el Instituto de Buena Voluntad.

2. Que desde su reciente vinculación a la IMU como pastor y capellán, no hemos tomado conocimiento de ningún hecho fuera de lo común, irregularidades o desviaciones en el desempeño de sus funciones, sino que por el contrario, las ha cumplido en forma satisfactoria.

3. Que condenamos y repudiamos vigorosamente toda forma de escarnio y difamación pública y consideramos que tan graves acusaciones solo deberían hacerse con respaldo de evidencia y en los ámbitos correspondientes.

4. Que ante la gravedad de las acusaciones levantadas, la IMU llevará a cabo un proceso de investigación sobre el tema y que sus resultados se utilizarán como insumo para la evaluación de desempeño del pastor Alejandro Manzoni, prevista en el marco de su período de prueba en curso.

5. Que por razones evidentes de procedimiento y orden, y para garantizar la rigurosidad en la investigación, hemos decidido apartar temporalmente al pastor Alejandro Manzoni de sus funciones pastorales y de capellanía durante el desarrollo de la misma.

6. Que en lo que respecta a acusaciones sobre mal manejo de dineros, los escenarios descritos en su formulación no guardan relación alguna con la forma de trabajo y administración de la IMU y sus obras, y en particular con la forma de trabajo del CAIF Casa de la Amistad, donde las tareas de administración y manejo de fondos son completamente ajenas al pastor y capellán, estando su rol limitado estrictamente a tareas pastorales.

Finalmente, queremos pronunciar nuestro compromiso pleno con la misión a través del trabajo en cada una de nuestras obras, con la transparencia, con la justicia, y sobre todo, con el bienestar de cada una de las personas vinculadas a ellas, tanto funcionarios como beneficiarios. La IMU se ha caracterizado por su diligente trabajo en favor de los más desprotegidos y de los sectores más vulnerables de nuestra sociedad desde 1868, y es en ese compromiso que trabajaremos con serenidad y tesón para esclarecer cualquier situación que amenace o lastime su integridad.

Iglesia Metodista en el Uruguay
Alfredo Alcarraz, Presidente

Categorías: Mensaje